El rincón de los colaboradores: Emil Nicolescu

Goikoa_es

  • ¿Cómo y cuándo se hizo distribuidor para  Fagor Automation?

En 1995 conocí a Bernard Meyer, uno de los distribuidores de Fagor Automation más experimentados en el mundo hoy en día. Al apreciar el potencial de ambas compañías rumanas y de sus técnicos, Mr. Bernard Meyer obtuvo de la sede de Fagor Automation la posibilidad de gestionar esta inexplorada área geográfica. Nuestros encuentros y mutua cooperación hicieron que el señor Meyer me recomendara que me hiciera socio suyo. Acepté su propuesta, renuncié a mi puesto como director en un Instituto de Investigación Electrónica y embarqué en un nuevo viaje

  • ¿Qué significa Fagor Automation para su negocio?

Pronto serán ya 19 años que Fagor Automation representa el único foco de mi actividad. Todo empezó de cero. La marca Fagor no era muy conocida en Rumanía, un mercado en el que Siemens (presente aquí desde 1952) y Heidenhain ocupaban un buena posición. Tenía que ganar conciencia y hacer de Fagor una opción atractiva y lo he conseguido ofertando precios competitivos y condiciones favorables par los compradores. He recibido varias propuestas de competidores de Fagor a lo largo de los años, pero nunca he considerado trabajar con ninguna otra compañía.

  • ¿Qué señalaría especialmente de Fagor Automation? ¿Cómo ha sido su experiencia con Fagor Automation?

Había oído de la ideología social de Mondragón, pero la comprendí por completo sólo tras conocer a gente de Fagor Automation. Estaba impresionado y aún lo estoy por el espíritu de equipo que todos y cada uno manifiesta. Siempre me han ayudado a resolver cualquier dificultad técnica o financiera con la que me he enfrentado. Aunque no tengo el status de empleado de Fagor, me siento como un miembro de esta familia y estoy muy orgulloso de ello.

  • ¿Cómo evaluaría nuestra marca?

Lo que comenzó como la marca más oscura Aurki, se convirtió en Fagor Automation, una compañía que ha experimentado un crecimiento muy dinámico. El sector de investigación se posicionó para desarrollar líneas de máxima calidad. La producción supo mantenerse al ritmo de la investigación y creció espectacularmente. Yo diría que he visto el nombre Fagor penetrar y establecerse completamente en el segmento premium del mercado global de la máquina herramienta. En mi opinión, la relación calidad/precio y la fiabilidad de los productos Fagor son indiscutibles.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *